martes, 2 de septiembre de 2014

Sweat Shop...


...o lo que es lo mismo un taller de trabajo esclavo. ¿Y a qué viene hoy este post? Pues con motivo del vídeo que esta revolucionando las redes sociales, el trailer del reality Sweat Shop (fábrica de explotación), creado por el periódico noruego Aftenposten y donde 3 jóvenes blogueros visitan Camboya para ver cómo se produce la ropa que se ponen a diario. 



El resultado cambió sus vidas, especialmente la de la joven de 18 años Anniken Jørgensen que quiso que aquello no se quedará en una simple anécdota y comenzó a informar sobre las marcas que estaban detrás de esta explotación. 

De hecho, un informe elaborado por una prestigiosa organización independiente holandesa sin ánimo de lucro y el India Committee of the Netherlands, una ONG del mismo país impulsora de la campaña Clean Clothes (Ropas Limpias) contra la explotación vinculada al comercio textil, ya advirtió de las prácticas “esclavistas” de algunos de los gigantes mundiales de la moda. Entre otras marcas, citan a Tommy Hilfiger, Timberland, H&M, Marks&Spencer, Diesel, Gap, C&A, El Corte Inglés, Cortefiel o Inditex.


Para la joven noruega, sin embargo, todo esto fue mucho más allá, ya que el medio que les llevó de viaje, Aftenposten, le prohibió hablar públicamente sobre lo vivido y sobre todo mencionar marcas, concretamente a H&M. 

“Es increíblemente frustrante que una importante cadena de ropa tenga tanto poder y que pueda asustar y condicionar al periódico más importante de Noruega. No es de extrañar que el mundo esté así. Pensaba que en mi país había libertad de expresión. Me equivoqué”, aseguraba.

En relación con este post queremos señalar otra noticia publicada recientemente en El Huffington Post sobre las cinco verdades que la industria de la moda rápida no quiere que sepas:

1) La industria de la moda está diseñada para hacernos sentir que después de una semana, ya estamos desfasados.
2) Los descuentos no son descuentos en realidad.
3) Hay plomo y otras sustancias químicas nocivas en tu ropa.
4) La ropa está diseñada para romperse con facilidad.
5) Los adornos con cuentas y lentejuelas son un indicador de que hay trabajo infantil de por medio.

Podéis leer la noticia al completo aquí y por supuesto compartir este tipo de post y noticias para denunciar estas prácticas esclavistas que empobrecen no sólo a quienes trabajan en los Sweat Post, si no también a quienes vestimos dichas prendas.

1 comentario:

  1. :O muy fuerte creo que veré este documental justo y necesario !!

    ResponderEliminar