martes, 13 de mayo de 2014

La ciudad de Prípiat, víctima de la radiación


La ciudad de Prípiat, o Pripyat, es conocida por sufrir los efectos del mayor accidente de la historia de la energía nuclear.  El sobrecalentamiento y la explosión del reactor número 4 de la Central Nuclear de Chernóbil, el 26 de abril de 1986, produjo la inminente evacuación de la ciudad, ahora fantasma y  sumida en el abandono y el olvido.

Esta ciudad había sido construida con el principal objetivo de dar cobijo a los trabajadores de la Central Nuclear V.I. Lenin de Chernóbil y a sus familias. Sin embargo, su estratégica posición geográfica, en un clima relativamente templado y un suelo muy fértil, cerca de una estación de tren, una autopista, y por supuesto del río Prípiat, la ciudad comenzó a desarrollarse, convirtiéndose en una de las zonas más agradables para vivir de la antigua URSS.

La población se caracterizaba por la abundancia de familias jóvenes con hijos, zonas de recreo, jardines... Además, el gobierno tenía en mente muchos planes de expansión y desarrollo para asegurar la prosperidad de Pripyat. Planes que se verían truncados por la explosión de la Central. 

En un primer momento se actúo con normalidad, pues la contaminación radiactiva parecía insignificante. 36 horas después la ciudad era repentina y completamente evacuada. La Central estaba emitiendo 500 veces más de radiación que la bomba atómica que fue lanzada sobre Hiroshima en 1945.

Al parecer, 20 personas se negaron a abandonar Prípiat y semanas después fueron encontradas muertas. Como si de un videojuego se tratara, se dice que  los animales domésticos y el ganado debieron ser sacrificados para evitar alteraciones genéticas.

44.600 personas fueron evacuadas por las autoridades, quienes informaron a la población de que no había necesidad de llevar nada consigo, excepto documentos y alimentos para el viaje, ya que regresarían a sus casas "en tres días". Viaje de vuelta a sus hogares que nunca realizaron.

En 1986, la ciudad de Slavútich fue construida para reemplazar a Prípiat. Es la segunda mayor ciudad para acomodar a los trabajadores de la planta y los científicos después de la ciudad de Chernóbil.

En la actualidad, Pripiat es devorada día tras día por la maleza. En ella aún se pueden encontrar símbolos de la era comunista. Sobre el edificio del gobierno, aún están los escudos de la URSS y de la República Socialista Soviética de Ucrania. La ciudad quedó totalmente suspendida en el tiempo, y todavía hoy se pueden encontrar objetos personales, como juguetes o fotografías. Las paredes se desploman y la pintura se carcome como consecuencia de la humedad y la nieve, que provocan inundaciones y efectos devastadores en muchas de las construcciones de la ciudad. En 2005, de hecho, se desplomo el primer edificio. Ahora, los lobos, jabalíes y otros animales salvajes son sus habitantes. 

Se estima que la zona no será habitable hasta dentro de varios siglos por la concentración de elementos radiactivos que no desaparecerán completamente hasta dentro de 24.000 años (lo que se cree que tarda el plutonio en extinguirse). Prácticamente cualquier persona puede entrar a la ciudad, pero es recomendable llevar un dosímetro y no quedarse de noche ya qué la ciudad ha sido fuertemente colonizada por animales salvajes.

¿Da miedo verdad?































No hay comentarios:

Publicar un comentario