jueves, 10 de noviembre de 2011

En silencio


Debería aprender a callarme.
A callarme lo que siento,
lo que pienso
y lo que miento.

Para ocultarme en silencio de tanto desaliento
y dejar así de soñar envolverme en tus piropos
como si de abrazos se tratasen.

Para desearme poder querer
o permitirme quererte.

Para no tener que amar a ciegas,
para no tener que sentirte a solas
y devorarte en ayunas.

Pero sobre todo para dejarme quererte
o dejar de quererte.

2 comentarios:

  1. Preciosa, maravillosa, increible... la piel de gallina se me ha puesto!!! me estas aficionando a la poesia!! quien lo iba a decir.... :)

    ResponderEliminar
  2. Cuanto mas la leo mas me gusta!! ;D

    ResponderEliminar